• Secretos Del Aprendizaje

Hazte 3 preguntas cada mañana



Lo importante no es estar ocupado; las hormigas

Lo están. Lo importante es preguntarse en que

estamos ocupados.


La experiencia demuestra que es probable que, antes o después, si eres emprendedor te perderás en la mañana de tareas pendientes, en la cantidad incalculable de correos electrónicos que no conducen a ninguna parte en la telaraña de conversaciones intrascendentes que podrían idealmente no haber ocurrido jamás…


El hábito de las tres preguntas te servirá para escapar con elegancia de ese lodazal de trabajo que solo te aboca a estar ocupado. Algo que, como ya sabes, tienes que evitar a toda costa.


Recuerda: ocupado= arruinado.


El hábito que te propongo es tremendamente sencillo: cada mañana, antes de abrir el correo electrónico o encender cualquier dispositivo electrónico… pregúntate cuáles son los 3 micro objetivos estrella que te marcas para esa jornada y, a continuación, determina en qué momento del día lo llevarás a acabo.


Estos tres micro objetivos estrella estarán relacionados con las 3 áreas esenciales de la vida: personal, relacional y profesional.


Micro objetivo estrella personal tiene que ver contigo como ser humano, con tu desarrollo personal, emocional, intelectual, espiritual o físico. Tiene que ver con cuidarte como persona; si no lo haces, difícilmente podrás encargarte de otras personas o proyectos. Este micro objetivo está relacionado con hacer al día algo que te haga ilusión y que sea beneficioso para tu desarrollo personal.


El micro objetivo profesional te responderá a su vez 2 preguntas. La primera es ¿Qué voy a hacer para avanzar en mi objetivo estrella? La segunda es ¿Qué prioridad al margen de mi objetivo estrella, me marco para hoy? Solo enfócate cada día en las respuestas de estas 2 tareas y tu proyecto despegará automáticamente.


El micro objetivo relacional tiene que ver con tu relación con otras personas, pareja, familia, amigos, comunidades a las que perteneces, etc. Es decir es un objetivo que tiene que ver contigo en relación con otros seres humanos.


Una vez que tengas claras estas prioridades, determina en qué momento del día las llevarás acabo y anótalas en tu agenda. Después sé implacable con la realización y simplemente sé paciente, porque este hábito te catapultará automáticamente a un éxito inevitable, consecuencia de enfocar tu energía cada día en lo importante.



Cada jornada es como una vida en miniatura, así que nos planteamos objetivos con sentido en la mañana ( en la juventud del día) y los desarrollamos a lo largo de la jornada (Madurez), llegaremos a la noche (La vejez) con una de las sensaciones más satisfactorias que pueden existir : saber que nos comprometimos a vivir una vida con sentido.


▼Lima, Perú  -  📧 contacto@alejandroprado.com.pe
  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle